Constituyente es fundamental para la paz del país

Constituyente es fundamental para la paz del país

Afirmaron especialistas durante Conversatorio

Caracas, 23.06.17 (Prensa Espromed Bio).- La Constituyente como mecanismo idóneo para conseguir la paz fue el mensaje que se llevaron los asistentes al Conversatorio “Conociendo la Constituyente”, organizado por la Empresa Socialista para la Producción de Medicamentos Biológicos (Espromed Bio), C.A. y llevado a cabo en el auditorio del Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel (INHRR).

Trabajadores de ambas instituciones adscritas al Ministerio del Poder Popular para la Salud, amén de representantes de las comunidades organizadas, tuvieron la oportunidad de conocer de parte de destacados expositores aspectos fundamentales y el porqué de la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente, planteada el pasado 1º de mayo por el presidente de la República, Nicolás Maduro, como vía pacífica y democrática para resolver las contradicciones actualmente aquejan al país.

La actividad inició con la presentación del Documental “Qué pasa en Venezuela”, que a través de animaciones expuso los motivos por los cuales nuestro país está siendo asediado para desatar un conflicto interno y apoderarse de su principal riqueza: El petróleo.

Herramienta para salvar al país

_MG_7443Julio César Alviárez, médico de profesión, actual Superintendente de la Seguridad Social y constituyentista para el proceso de 1999, considera importante que a través de iniciativas como ésta la gente conozca el mecanismo operativo, los aspectos legales de la Constituyente, el contenido de la Constitución de 1999, su proceso y fundamentalmente por qué se convoca a una Constituyente.

Destacó que de ella depende algo fundamental para el país que es la paz, “la otra opción es la guerra, que ya está planificada y tiene dos años a través de un movimiento político. Los problemas que tenemos han sido montados y ejecutados desde el exterior para penetrarnos y hacernos caer en zozobra. Han desatado la guerra económica, mediática y psicológica para angustiar a la gente, llevarla a una situación de  inestabilidad y decir que el país y el Estado no sirven y no existen”.

Ratificó que la derecha nacional recibe instrucciones de las transnacionales, del Departamento de Estado de los Estados Unidos de América  y la CIA (Agencia Central de Inteligencia), que prevén repetir en Venezuela lo sucedido en Libia, Iraq o Siria, naciones con años en conflictos y donde no se vislumbra posibilidades de paz, ello con la intención de apropiarse del petróleo.

Luego de pasearse por el origen teórico del Poder Constituyente durante la Revolución Francesa en 1788, Alviárez se refirió a los antecedentes nacionales de 1811 (primera Constitución de Venezuela), 1819 (fundación de la Gran Colombia), 1826 (disolución de la Gran Colombia) y 1999 (crisis política, económica y moral)._MG_7475

Del mismo modo citó los basamentos del proceso Constituyente establecidos en los artículos 347, 348 y 349 de la Carta Magna.

En resumen, afirmó que la Constituyente es la manera de resolver pacíficamente las contradicciones. “Es diálogo, es la vía democrática, profunda, popular y revolucionaria para salvar al país”.

Nadie por encima de la ANC

_MG_7503El periodista, director del periódico Ciudad Petare Jonathan Sánchez, abordó las razones para convocar a una Asamblea Nacional Constituyente. En primer lugar se refirió al fundamento jurídico, y es que ésa junto con la enmienda y la reforma son las modalidades para introducir cambios al texto constitucional.

El argumento histórico es la necesidad de ajustar la Constitución a la realidad nacional. Y en lo político está el actual clima de conflictividad cuyo nivel de violencia se expresa en 93 muertos durante las protestas convocadas por la oposición, de acuerdo a investigaciones periodísticas.

Sánchez cree que la paz no es un concepto panfletario sino necesario, por ello el nuevo texto constitucional deberá incluir el diálogo como forma permanente y obligante de dirimir las diferencias.

Asimismo enfatizó que la ANC no es sólo para legislar y modificar el texto constitucional, también es la mayor instancia del país con poderes y facultades para tomar decisiones en asuntos de interés nacional, cotidiano e inmediato, es plenipotenciaria. “Nadie por encima de la Asamblea Nacional Constituyente, nadie por encima del poder originario del pueblo”. Fotos: Leonardo Hurtado