Unidad nacional derrotará provocación tramada contra Venezuela en torno al Esequibo

Cortesía AVN

Caracas, 09 Jul. AVN.- La posición beligerante asumida por el Gobierno de Guyana en torno al diferendo sobre el Esequibo, atizada por la transnacional petrolera norteamericana Exxon Mobil, convoca a la unión nacional para reclamar lo que es el justo derecho de Venezuela y derrotar esta provocación en todos los aspectos, subrayó este miércoles el presidente de la República, Nicolás Maduro.

Durante una entrevista concedida a Telesur desde el Salón Sol del Perú, en el Palacio de Miraflores, Caracas, el jefe de Estado manifestó su satisfacción ante las expresiones de apoyo del pueblo venezolano, de los trabajadores, efectivos de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb) y los poderes públicos, cuya esencia patriota se ha impuesto frente a una nueva etapa de agresiones financiada por la transnacional Exxon, que responde a intereses imperiales y que usa como excusa el diferendo territorial que tiene Venezuela con Guyana.

Asimismo, el Presidente destacó que algunos sectores de la oposición venezolana también se han sumado a esta unión por los derechos territoriales de Venezuela, dejando a un lado las diferencias políticas.

“Ha habido sectores políticos, algunos diputados de Acción Democrática, de Un Nuevo Tiempo, de Primero Justicia, algunos diputados, que han dado el respaldo”, dijo, al tiempo en que lamentó que injustamente algunos de esos respaldos han sido elevados con críticas.
“Las circunstancia nos obligan a estar unidos, a la unión nacional, para lograr el justo derecho de Venezuela y disipar estas provocaciones para derrotarlas moral y políticamente”, recalcó el Mandatario venezolano.

Rechazó que mientras estos sectores se unen al sentimiento nacional, existan otros que desconocen los reclamos históricamente válidos de Venezuela y que, con su conducta apátrida, representan intereses extranjeros e imperiales, tal y como ocurrió en el pasado, incluso durante la época de la lucha de Venezuela por la independencia.

En ese sentido, el presidente Maduro alertó que la pretensión del primer ministro de Guyana, David Granger, auspiciada por la petrolera estadounidense, es provocar a Venezuela para minar la unión latinoamericana y caribeña.

“(Granger) ha venido sencillamente a desconocer la legalidad internacional, el derecho internacional, los mecanismos de resolución de conflicto por las vías diplomáticas y de diálogo, y a tratar de imponer una visión absolutamente desconocedora e ignorante de la realidad de la historia y del acontecer internacional”, recalcó.

La controversia territorial entre Venezuela y Guyana data de más de un siglo cuando, producto de componendas coloniales e imperiales, se despojó a Venezuela de un vasto territorio sujeto desde entonces a reclamación.

Venezuela mantiene su posición de considerar nulo e írrito el laudo arbitral de 1899 y ha reiterado su llamado al Gobierno de Guyana a mantenerse en el marco normativo del Acuerdo de Ginebra, suscrito el 17 de febrero de 1966 por los gobiernos de Venezuela y del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, en consulta con el Gobierno de Guyana Británica, que establece la conformación de una comisión mixta para resolver la controversia sobre el diferendo territorial.

Granger, quien fue investido como Presidente de Guyana hace unas semanas, pretende desconocer este Acuerdo de Ginebra.

“Hoy, el actual presidente de Guyana ha venido con un plan muy claro de provocar a Venezuela, de retarnos, que desprecia profundamente la historia de América Latina, del Caribe y de Venezuela, que nos desprecia absolutamente, que está a la cabeza de una campaña en Guyana, en el Caribe, contra Venezuela, contra la unión de América Latina y el Caribe. David Granger ha hecho lo más grave que ha hecho un primer ministro y un Presidente de Guyana: desconocer el Acuerdo de Ginebra, es lo más grave que se ha hecho”, añadió el Mandatario venezolano.

Igualmente, ratificó que Venezuela mantendrá su reclamo histórico y justo sobre el Esequibo, respetando el marco normativo del Acuerdo de Ginebra.

Pleno derecho de Venezuela sobre el Esequibo

Este miércoles, en la entrevista concedida a Telesur, el presidente Maduro reafirmó el derecho histórico que tiene Venezuela sobre el Esequibo y recordó que el despojo imperial, promovido por el imperialismo británico, originó el conflicto sobre el territorio.

“Fue un imperio con visión de águila que le puso el ojo y luego la garra al resto de la Guyana, más allá de la Guyana Esequiba”, expresó Maduro, al tiempo que mostró una serie de mapas, que datan desde 1810, que muestran la evolución del territorio y la pertenencia de Venezuela sobre el espacio en disputa.

Además, detalló que los imperios visualizaban el Orinoco como “un gran centro de comunicaciones para avanzar sobre este territorio de lo que era Venezuela, y poder avanzar en la conquista”, que iba incluso al río Meta, que pertenece al territorio colombiano.

Debido a la mencionada disputa territorial, se firmó el 12 de noviembre de 1896 en París, Francia, un acuerdo entre Estados Unidos e Inglaterra con base al arbitraje sobre Guyana y Venezuela, en el que no participó ningún venezolano y en el que el control estaba en manos de dos ingleses, dos norteamericanos -representando a Venezuela- y un ruso.

Al respecto, el Jefe de Estado comentó que no tiene ninguna duda de que el arbitraje fue parcial y que Estados Unidos y Gran Bretaña actuaron para quitarle el Esequibo a Venezuela.

Dijo que las condiciones justas para resolver el conflicto por la vía de la paz están fijadas en el Acuerdo de Ginebra, al cual se ciñe el Estado venezolano.

Del mismo modo, notificó que Venezuela apelará a la Organización de Naciones Unidas (ONU) para reactivar el mecanismo del buen oficiante y a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que aglutina a los países de América Latina y el Caribe, para seguir su lucha pacífica sobre el Esequibo.

Apuntó que ambas instancias de carácter internacional son espacios de diálogo fundamental para dar una pronta solución al reclamo que hace Venezuela en torno al diferendo que mantiene con Guyana sobre el Esequibo.

Venezuela profundizará relaciones con Grecia

El presidente Maduro, además, ratificó que Venezuela profundizará sus relaciones con Grecia, nación que se mantiene en lucha para preservar los derechos sociales de los ciudadanos, ante las presiones de sus acreedores -la Comisión Europea (CE), el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI)- para el pago de la deuda externa.

“Tenemos varios convenios de carácter energético, cooperación turística, comercial, cultural, educativo. Vamos a profundizar las relaciones con Grecia al máximo nivel”, manifestó el Presidente.

Recalcó que el pueblo griego dio una muestra de dignidad y valentía reflejada en los miles de hombres y mujeres que rechazaron, durante el referendo del pasado domingo 5 de julio, los recortes sociales propuestos por los acreedores griegos.

Maduro comentó que, en nombre del pueblo venezolano y de los pueblos de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba), envió en una conversación telefónica con el primer ministro griego, Alexis Tsipras, un mensaje de apoyo para que Grecia continúe la lucha que está dando, pues esta batalla por la libertad social representa un ejemplo para la humanidad.

Grecia, igualmente, es el reflejo de la lucha por demoler el modelo neoliberal impuesto por el FMI, combate que se fortalece con iniciativas como el BRICS -integrado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica- cuya VII cumbre se celebra en Rusia.

Venezuela se plantea integrarse junto a los países del Alba a esta iniciativa, con el objetivo de consolidar una nueva arquitectura financiera que beneficie a los pueblos de América Latina y el Caribe, apuntó el Presidente este miércoles.

Señaló que América Latina y el Caribe, viendo el ejemplo de dicho banco de desarrollo, deben motivarse a consolidar sus propios mecanismos económicos, como el Banco del Sur y el Fondo de Reserva del Sur, instituciones que podrían promover el desarrollo de las naciones del continente bajo un concepto de complementaridad y cooperación bilateral.

Al respecto, instó a las naciones hermanas del continente a activar definitivamente el Banco del Sur, que a 6 años de haber sido firmado su convenio constitutivo ha visto ralentizada su consolidación por la existencia de vicios burocráticos y “la falta de voluntad política de los gobiernos”.

El Acta Fundacional del Banco del Sur fue suscrita el 9 de diciembre de 2007 por Argentina, Bolivia, Brasil, Ecuador, Paraguay, Uruguay y Venezuela, con el fin de concebir un ente de financiamiento regional independiente de organismos como el FMI.

Apuesta por nueva era de relaciones con Estados Unidos

El presidente Maduro también se refirió al canal diplomático que se ha establecido con Estados Unidos, al que calificó como un gran logro para las relaciones de un nuevo tipo con el país norteamericano.

Refirió que ha sostenido dos reuniones con el consejero del Departamento de Estado de Estados Unidos, Thomas Shannon, en las que ha logrado un acercamiento basado en el respeto y una agenda que incluye, entre otros puntos, revisión de las funciones y tamaño de las embajadas, trabajo conjunto con Petrocaribe, así como apoyo a la paz y la prosperidad de Haití.

“Yo apuesto a que todo salga bien, a que más temprano que tarde Estados Unidos de un paso histórico de reconocer a Venezuela como una realidad, que logremos que se derogue el decreto que amenaza nuestra patria (…), que podamos regularizar las relaciones desde la Venezuela bolivariana, chavista, revolucionaria. Nosotros somos lo que somos y seguiremos avanzando de la forma que somos”, expuso el Mandatario.

El acercamiento entre ambos gobiernos se da luego de la Cumbre de las Américas, celebrada en abril pasado en Panamá, donde países de América Latina y el Caribe reafirmaron su rechazo al decreto firmado por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, el pasado 9 de abril, cuando declaró a Venezuela como una amenaza “inusual y extraordinaria”.

Venezuela ha reiterado en varias ocasiones su disposición de seguir fortaleciendo el canal diplomático establecido con el gobierno de los Estados Unidos de América para la regularización de las relaciones bilaterales, en el marco del respeto mutuo, la no injerencia e igualdad soberana de los Estados, principios rectores establecidos en el Derecho Internacional para la buena convivencia entre países.

 

AVN 09/07/2015 08:32

About the author: Prensa